Ahora Leyendo
Calidad y vanguardia se hacen con DGTL Barcelona 2017

Calidad y vanguardia se hacen con DGTL Barcelona 2017

Parc del Fórum vuelve a la calma tras el paso por Barcelona del huracán de origen holandés: DGTL. Los días 11 y 12 de agosto una tormenta musical se hizo con la ciudad condal y por 3º año consecutivo desplegó toda su energía a través de los mejores productores, dj y selectores musicales de la escena electrónica actual, consagrándose así como unas de las citas más revolucionarias e importantes en la península.

Aprovechando el estreno de su propio sello, y prosiguiendo las directrices de DGTL Revolution, el equipo de DGTL no quiso escatimar ni en vanguardia ni en calidad y presentó un line-up digno de los oídos más sibaritas repartido por las instalaciones sostenibles a lo largo y ancho del Parc del Fòrum. theBeatcom no quiso perderse la ocasión y exprimió las más de 12 horas musicales programas para cada día para bailar al son de los artistas que visitaron fugazmente el país y con los que no es tan fácil deleitarse a lo largo del año.

VIERNES 11 DE AGOSTO

Nada más llegar al recinto sentimos la llamada del Generator, el escenario más industrial. Grandes contenedores apilados a los lados de la pista concentraban a los amantes más fervientes del techno que bailaban al ritmo de la joven promesa española: Regal. El dj y productor supo cómo crear desde el comienzo una gran energía en la pista con remixes en directo de Homopatik de Radio Slave o Riders On The Storm de los míticos The Doors, además de lanzar temas propios como Acid Is The Answer. La oscuridad y la acidez de este set fue la mejor manera de darle comienzo al festival ya que la potencia con la que sonó el track de cierre Landing XX de Ellen Allien nos catapultó hacia el stage de Frequency, donde nos esperaba un estilo de baile diferente pero igual de enérgico.

Mike Servito nos esperaba en el espacio previsto para los enamorados del house aka Frequency. La enorme placa fotovoltaica frente al mar daba cobijo a un escenario vestido con vegetación y frente al cual la gente danzaba al compás de los ritmos «old school» a bajas revoluciones, pero enérgicas a su vez, que el residente de The Bunker lanzaba sin cesar. Servito recurrió en varias ocasiones al productor búlgaro KiNK con temas como Beats (Serge & Tyrell Remix)Chorus o Diversion y se hizo con la zona Frequency fácilmente con su estilo vanguardista y rompedor. Los hermanos Octave One, con uno de sus nuevos temas Pain Pressure, también hicieron su aparición, al igual que uno de los clásicos de R&S Records The Vamp de Outlander. Servito demostró saber improvisar mezclas de estilos, desde house a electro y techno, con sus toques ácidos, creando un set con un hilo conductor verdaderamente interesante.

El dúo Optimo fue el siguiente en dar vida a los cuerpos bailongos de Frequency. Los creadores de la legendaria Optimo Night de Glasgow no tardaron mucho en conseguirlo con temas tan pegadizos como Chase del gran productor y compositor Giorgio Moroder o el tributo de Boys Noize a Donna Summer, Donnastag. Se vivieron también momentos épicos con el público coreando I Wanna Dance With Somebody de Whitney Houston o mientras los cuerpos se trenzaban con los golpeteos árabes de Al Shark de Kalbata.

A pesar de los atractivos acordes que nos llegaban desde las dos torres Funktion-One del escenario house, quisimos saludar a Charles Duff, más conocido como Matrixxman, que tomaba las riendas de Generator. El productor estadounidense nos dio su mecánica pero a la par calurosa bienvenida con un techno que sonaba a Dark Stars Rising de Mørbeck o Presentism de Jeroen Search y nos teletransportaba a un espacio con alma tecnológica pero pies danzarines. A lo largo del set, Matrixxman creó la euforia entre la multitud, que se duplicó tras sonar temas como Exile 007 B2 de Johannes Heil o el mitíquisimo The Bells de Jeff Mills.

Sin embargo, Tom Trago nos pedía su atención y theBeatcom no pudo negarse al Dutchman más enamorado de la música. Frequency había adoptado un tono más sugerente gracias a la instalación de luces que se encendió al caer la noche y el set pintaba realmente bien. Tom soltó bombas como Talking To You de Josh Wink o Guetto Kraviz de Nina Kraviz o sonidos más juguetones como Where’s Jason’s K de Cyclops o Existence de KiNK. El joven Palms Trax también tuvo su momento con su nuevo track In Gold, al igual que el famoso dubremix de Moloko de Sing It Back con el que los allí presentes pudimos aprovechar los momentos de canto. El holandés descargó toda su artillería, a lo que no podía faltar unirse su creación por excelencia Use Me Again, remasterización de We Got To Hit It Off de Millie Jackson, con la que el set se proclamó uno de los ganadores de la noche, aunque aún quedaba el esperado B2B por exhibirse.

Jackmaster, que disfrutó bailoteando el set de Tom Trago e incluso hizo un corto B2B, apareció en escena junto a su pupilo Jasper James para poner la guinda a la espléndida primera jornada en Barcelona. El sonido inglés y los enérgicos y alegres ritmos entre house, funky y disco, a los que se les sumaba los sonidos algo más ‘tech’ de James, fueron protagonistas del último set de la primera etapa del DGTL con temas como Punk Carnival de Mike Delgado o Wide Open de Dj Hyperactive con el edit de Len Faki, a los que se unieron temas tan conocidos como Jaguar de Rolando o Numbers de los creadores del techno alemán, Kraftwerk.

SÁBADO 12 DE AGOSTO

La nueva jornada se presentaba guerrera. Si el viernes fue complicado organizarse para atender a distintos sets repartidos entre dos escenarios, Frequency y Generator, el sábado se les sumaba la visita al stage Modular. Frequency, que se convirtió en nuestro house en el primer día del DGTL, fue donde aterrizamos para bailar al son del australiano Tornado Wallace, que con una estilosa mezcla entre el disco más bailongo, funky, house y disco, formó un ambiente verdaderamente íntimo, perfecto para dar comienzo al 2nd round.

Una de las jóvenes promesas del techno, Amelie Lens, daba rienda suelta a su creatividad en Generator y theBeatcom no pudo resistirse a la contundencia de los beats que la belga lanzaba desde sus platos. Uno de los tracks del nuevo álbum ‘Bitter Music’ de Perc, Look What Your Love Has Done To Me, junto con el remix de Dax J del tema Dark Manoeuvres de Envoy, el remix de Slam para Code Black de Rebekah o el tema Let the Church de la leyenda de Detroit, Robert Hood aka Floorplan, fueron algunos temas que nos hicieron flotar sobre la pista con un ritmo uptempo reconocible y cautivador que surge de la artista.

Volviendo a nuestro hogar, Frequency, el noruego Prins Thomas ocupó toda nuestra atención. Talento en expansión y maestro del «buen-rollismo», el dj y remixer puso temas míticos como Car Car Car del legendario DJ Hell o Jazz Carnival de Azymuth con los que pudimos disfrutar del denominado ‘space-disco‘. 

Tras la ecléctica actuación de Prins, quisimos volver a nuestra segunda casa: el escenario Generator. Un Daniel Avery concentrado en crear un espacio hipnótico con temas como Stressin o New Horizon (Roman Poncet ‘Steps’ Remix) de Dj Deep, quiso también hacer referencia a un clásico como el I Feel Love de Donna Summer. El londinense repartió un techno característico que escapaba por momentos hacia el house y el bass oscuro. 

Llegó la hora de estrenar el escenario Modular y no podía ser más que con una cita realmente especial. El dúo israelí Red Axes se hizo con la amplia pista con su Live tan particular, junto al cantante de la mayoría de sus tracks, Abrao, mientras jugaban con el sonido de armónicas, sintetizadores y extravagantes influencias tribales. Con canciones propias como Sun My Sweet Sun o Waiting for a Surprise instauraron el ambiente tan único que el dueto es capaz de crear allá donde vayan. Flame de Synapscape o su remix al Fernandez de Moscoman, también formaron parte de este set tan entretenido y uno de los más interesantes de la jornada, al que le dio fin su también remix a Michele Mininni, Hyper Martino.

Ver también

Aprovechando que aún nos quedaba margen para disfrutar del joven Mall Grab en Frequency, dejamos el stage Modular con un Recondite mental y espiritual y nos hicimos paso por Generator para poder bailar unos pocos minutos del ácido Live de Karenn, el dúo formado por Blawan y Pariah.

El australiano nos esperaba en nuestro «hogar, dulce hogar». El experto en Lo-Fi, transmitía toda su energía a la pista, demostrando poderío ante el sonido «sucio». Tracks como House Of God de DHS o sus propios temas como I Just WannaCatching Feeling o Pool Party Music ayudaron a reunir gran cantidad de gente, comparable con la actuación del día anterior de Tom Trago, que bailaba sin cesar a los traviesos sonidos de Mall Grab.

Renovamos aires en la zona de Modular, una vez más, donde Joy Orbison nos esperaba con su inigualable habilidad a los platos. Con temas tan delicados como Questions de Four Tet, y sonidos dispares desde un house a funky y disco, o techno y break, el británico supo poner patas arriba la pista de baile cambiando de ritmos y bpms con una facilidad envidiable. Un mitiquísimo God Made Me Phunky de MD X-Spress lleno de cortes break también hizo acto de presencia en un set elaborado con la mayor elegancia y delicadeza inglesa.

Posteriormente, el estadounidense Maceo Plex tomó las riendas del Modular uniendo techno, electro, dark y vocales perturbadoras en un set cargado de sus míticos claps, sintetizadores y bajos «sucios» y mordaces. Pocos artistas trabajan mezclas tan imbatibles como las que Maceo prepara para alocar al público como lo hizo él con temas propios como su remix de Sefton – Stranded In Passion o uno de sus últimos releases The Tesseract.

Aunque el ejercicio de Maceo Plex fuera interesante como pocos, no podíamos perdernos el probablemente más interesante cierre para un festival de este calibre. Steffi B2B Prosumer llenaron Frequency con su tornado de subidas y bajadas entre el techno, house, el electro y los sonidos ácidos. El escenario house se convirtió en la parte más alta de la discoteca Berghain en Berlin, Panorama Bar, gracias a temas con carácter narrativo y bailongo como Wasted At Work de Pulsinger & Irl, el tema de Bam Bam, Where’s Your Child? o No UFOs de Model 500. La magia que este B2B, probablemente el acto más potente de todo el festival, impulsó a los cuerpos a danzar fue la mejor manera de poner el broche final al DGTL Barcelona 2017 y abandonar Parc del Fórum con los pies molidos pero una sonrisa de oreja a oreja.

Aran Huegun | Javier Sola
View Comments (0)

Leave a Reply

Your email address will not be published.

© 2019 theBeatcom.
All Rights Reserved.

Scroll To Top